Hoy hace un año que nació el grupo de Facebook Madres Enredadas.

Ahora somos 660 mujeres (y 2 valientes hombres) las que día a día compartimos nuestras vivencias, dudas, conocimientos, penas y alegrías en esa “casa” virtual.

Pero desde su concepción en mi mente enredadora, la tribu de las Madres Enredadas iba a ser mucho más que un grupo de charla online.

Así que propuse a las Enredadas ir más allá del grupo de Facebook y crear un equipo de mujeres dispuestas a colaborar en diferentes proyectos personales y profesionales. Dada la buena acogida de la iniciativa, invité a todas las interesadas a rellenar un formulario de contacto para empezar a organizarnos.

Leer las respuestas de ese formulario es algo fascinante. Pero es especialmente hermoso lo que las Enredadas han contestado ante la pregunta “¿Cuál es tu objetivo al unirte a la comunidad de Madres Enredadas?”:

  • Nutrirme de la sabiduría del grupo y aportar lo que pueda.
  • Contar y ser parte integrante de una red de apoyo.
  • Aprender, compartir, escuchar, ayudar a otras madres enredadas.
  • Seguir aprendiendo y enterándome de las mil y una cosas que hacen mis mamis enredadas, que saben de todo.
  • Creo que en pocos sitios podemos hablar libremente y se nos respeta tal y como somos. Estoy convencida que aquí será posible.
  • Estar en contacto con mujeres (madres) que quieren ir más allá de la maternidad, que tienen inquietudes, que quieren aprender, hacer otras cosas, apuntarse a nuevos proyectos, aprender…
  • Seguir formando parte de este gran grupo de madres, que tratamos de luchar por cambiar las cosas en este mundo que nos ha tocado vivir.
  • Me gusta estar en contacto con otras mamis, creando tribu en nuestro día a día. Surgen nuevas formas de colaboración y de compartir inquietudes fuera del entorno habitual.
  • Aprender, aquí el que no aprende se queda atrás, y entre todas damos pasitos. Seguir creciendo.
  • Estar al día de las novedades de mujeres reales con objetivos y metas comunes y afines a los míos. Apoyar este proyecto porque me parece muy interesante.
  • Seguir enredándome… me encanta, crear el círculo de mujeres… rodearme de gente estupenda que me aporta no solo conocimientos, también seguridad, calma y fuerza para conseguir lo que nos proponemos. Y aprender, aprender mucho y enseñar lo poquito que pueda.
  • Estar en contacto con madres DE VERDAD. Madres tan perfectas e imperfectas como yo.
  • ¡Enredarme! Me parece que un proyecto creado por mujeres que crían, trabajan y viven en formas muy parecidas a la mía es algo que no me puedo perder. Mi objetivo es ayudar a tejer red, dar y recibir, aportar y crecer… ¡y así hasta donde lleguemos!

¿No os parecen maravillosas las mujeres que se están embarcando en este proyecto? ¡A mí sí!

¡¡¡Muchas felicidades mis queridas Madres Enredadas!!!

¡Si te gusta, comparte!